Mequinenza

Añadir a mi viaje

Una población a orillas de tres ríos que forman una de las confluencias fluviales más grandes de toda Europa. Su casco antiguo fue inundado para construir el inmenso embalse que lleva su nombre, popularmente conocido como Mar de Aragón.

castillo_mequinenza_exterior2.jpg museo_de_historia_de_mequinenza.png Castillo de Mequinenza Embalse de Mequinenza

Historia, cultura y paisaje se dan la mano en este rincón singular.

Recorre la antigua Mequinenza, derribada y parcialmente inundada por la construcción del embalse de Ribarroja, navega con los míticos llaüts (unas embarcaciones típicas de Mequinenza que surcaban el Ebro cargadas con hasta 30 toneladas de carbón), viaja hacia las profundidades de la tierra en las minas de Mequinenza, déjate fascinar por la fauna y la flora del Aiguabarreig, revive asedios y batallas en el castillo de Mequinenza o disfruta de un cómodo paseo por la orilla de los ríos Ebro, Segre y Cinca.

Un imponente castillo medieval vigila el nuevo casco urbano construido en los años sesenta. Sus calles, estrechas y sinuosas, evocan la época en la que los musulmanes habitaban estas tierras. Además de un agradable paseo, Mequinenza te ofrece una serie de museos dignos de visitar. Son los museos de la Minería, de la Historia y de la Prehistoria.

Al estar emplazada entre dos grandes masas de agua, el embalse de Mequinenza (conocido como Mar de Aragón) y el embalse de Ribarroja, Mequinenza se convierte en un destino difícil de rechazar para los amantes de la pesca (carpa, black-bass, lucio-perca, siluro…) y de los deportes náuticos.

Asimismo, la localidad ofrece uno de los mejores campos olímpicos del país para la celebración de regatas (remo y piragüismo).

Mapa

Qué ver cerca de Mequinenza

También te puede interesar

Agenda